Miembros del personal de la Fundación

Mitchell Hopson

Mitchell Hopson se presenta a sí mismo como hombre de finanzas pero sus intereses y experiencias van mucho más allá de los números. Él está en sintonía con los asuntos internacionales (e incluso tiene un título en el tema), ha vivido en China y en Indonesia, y es observador de la cultura y las normas de oficina (“La gente de la oficina en San Francisco ya no dice ‘AWESOME’. ¿Lo habían notado?”).

Pero Mitchell realmente se enciende cuando habla de la comunidad. Él es voluntario de Diablo Black Men’s Group (DBMG) en East Bay, organización que aspira a impulsar la camaradería entre afroamericanos y otras minorías en Diablo Valley. También maneja un programa de becas para ayudar a estudiantes de preparatoria a pagarse la universidad; de hecho, la organización ha aportado más de $100.000 en becas desde 1999. Además, se desempeña en la junta directiva de una comunidad local de diversidad, Leadership San Ramon Valley. “Yo me esfuerzo por ser mejor, y por ayudar a que mi comunidad sea mejor, pues eso es lo que debo hacer. Porque quiero cambiar las cosas para mi familia y mis vecinos.”

KIPP se enorgullece de tener a alguien tan dedicado como Mitchell a la cabeza de su equipo de Planeación y Análisis Financiero para la Fundación, coordinando el presupuesto operativo anual y dirigiendo las revisiones mensuales de desempeño financiero. También les da los mejores consejos a los empleados recién llegados a KIPP: “Encuentre a un mentor, un amigo o alguien con quien charlar; alguien que no esté en su equipo y con quien se sienta cómodo al hablar de las pequeñas preguntas que van surgiendo.”

Compartir esta historia